BLOG
Tendencias: los tatuajes blancos

La cultura del tatuaje crece sin frenos. Todos los cuerpos de todas las edades son cada vez más los curiosos que se aventuran ante la idea de plasmar un diseño de por vida en su piel.


Al crecer el público, crecen las opciones y la oferta; los aristas de la aguja no paran de reinventarse y robustecer sus técnicas y conocimientos para satisfacción de los más exigentes. Es así que cada vez vemos más tendencias expandiéndose rápidamente por todo el mundo: flores, geometría, puntillismo, retratos y acuarela.



Es difícil saber de dónde surgen, lo cierto es que no tardan en propagarse y adueñarse del gusto de los más incautos. Estilos, estructura, técnicas, la innovación puede venir de donde sea.


Una de las tendencias más curiosas que hemos podido ver en los últimos años son los white tattoos que se ejecutan, como su nombre lo dice, únicamente con tinta blanca.



Al hablar de tinta negra o de colores, es normal pensar que pueden lucir más en pieles claras por el contraste. En el caso de los white tattoos sucede justo lo opuesto, dado que las pieles en tonos más bronceados son las que mejor lucen los diseños en este color.


Aun así, su apariencia es muy particular debido a la sutileza que emanan, y por ello distan mucho de los tatuajes en tintas regulares. Al sanar, estos tatuajes blancos no resaltan al igual que si se tratara de otras tintas, permanecen discretos y por lo general adoptan la apariencia de una suerte de cicatriz.


Varias celebridades han sucumbido a esta tendencia. Cara Delevingne, la modelo de 24 años, tiene 2 de este tipo: una paloma en el interior de su índice izquierdo, y la leyenda “breathe deep” en el interior de su brazo derecho. Ambos fueron realizados por Keith McCurdy, dueño del estudio Bang Bang, en Nueva York.



Aunque la tinta blanca suele usarse para resaltar detalles finales de los tatuajes regulares, esta tendencia de los white tattoos puede ofrecerte una alternativa si lo que buscas es un tatuaje con una esencia distinta a lo que se suele ver.


 Hay muchas opiniones detractoras a estos tatuajes: algunos, por ejemplo, dicen que, a diferencia de la tinta negra, la blanca no es fabricada con la idea de utilizarse como color único en un diseño, lo que puede provocar que la misma naturaleza de la tinta impida una ejecución limpia del diseño que tienes en mente. Por lo anterior, también se comenta que esta tinta no durará mucho en la piel de quien posea el tatuaje: algunos colores duran menos que otros, y el blanco es uno de ellos.


 


También son un poco impredecibles, por así decirlo. No hay manera de saber cómo sanarán, y este proceso dependerá de tu tono de piel, de la experiencia del tatuador con este tipo de trabajos, de los cuidados que tengas y de la parte del cuerpo en la que se haga. Los resultados son variables en cada persona.


Pero, no te desanimes, también hay muchos tatuadores con experiencia que defienden esta técnica. Xoil es un tatuador francés cuyo gusto por los white tattoos es tal, que porta uno en el lado izquierdo de su rostro.



Xoil habla de que prácticamente cualquier diseño puede ejecutarse con este color, aunque hay algunos que lucen más en blanco, como mandalas, tribales, o diseños más delicados, como flores, lunas, estrellas o luciérnagas.


Lo bueno, cuesta, y hablando de tatuajes, algo definitivo y de por vida, no puedes tomar decisiones a la ligera. Acércate con profesionales, investiga, conoce su trabajo y cerciórate de que sepan lo que están haciendo. Si quieres algo especializado, no dudes en buscar a los más experimentados. Agenda tu cita en La Tatuadora.

Deja un comentario